CARRO RENTADO (LEASE) O COMPRADO

Confidencias carro rentado

Sofía le escribo porque mi esposo y yo no nos ponemos de acuerdo. Teníamos dos carros y vamos a vender uno. El mío. El de él es rentado (leased). Sin embargo, le comento que deberíamos comprarlo y él insiste que no, que los carros de devalúan y es mejor rentarlos. ¿Usted qué opina? La verdad no me parece rentarlo y no sé qué decirle para convencerlo. Le agradeceré su consejo.

Antes que nada, ¡muchas gracias por la confianza! En cuanto a qué argumentos utilizar para convencer a su esposo, tendrá que evaluar pros y cons; e incluso una vez hecho esto y asumiendo que según su punto de vista hay más cons que pros, su esposo puede decir rentarlo de igual manera. Por lo tanto, no me gustaría que tome mis palabras de una forma literal, sino que simplemente analice y en conjunto con lo que usted crea, le exponga su punto de vista.

Para empezar, no solamente los carros se devalúan en el momento que son sacados de la agencia, cualquier producto una vez usado, no tiene el mismo valor, su costo baja y a la hora de venderlo su precio es menor al que usted pago. Desde luego hay excepciones como lo son la compra-venta de las casas, terrenos, oro, etc. Así que considero, podría ser cuestión de gustos.

Al rentar un carro, la ventaja que tiene es que puede cambiar de vehículo cada dos/tres años, sin embargo, éste mismo nunca será suyo. Si decide comprarlo los pagos hechos previos, contarán para su contrato. Es decir; lo previo se lo deducen a su cuenta. También el hecho de que sea rentado, no le permite que sobrepase cierta cantidad de millas que le autoriza el contrato, de ser así deberá pagar la diferencia.

El seguro del mismo también corre por su cuenta. Si existe alguna descompostura la agencia debe hacerse responsable puesto que los autos son “nuevos”. Por otro lado, si decide comprar un auto, éste tampoco es suyo, sino de la financiera, hasta que logre pagarlo en su totalidad. Los autos nuevos, son financiados, en su mayoría a 5 años, sin embargo si usted dobla o aumenta sus pagos mensuales, podría pagarlo en 2 o 3 años.

Desde luego todo esto depende de usted. Es decir; el auto pasa a ser suyo en un total de 4 años, los vehículos, por lo regular no dan problemas graves sino hasta después de los 10 años, lo cual significa que no habrá gastos significativos, después de su liquidación. Si su esposo sabe de mecánica o tiene algún amigo, igual e incluso después de los 10 años, los gastos no serán tan fuertes, puesto que la mano de obra es más cara que las piezas/partes. Esto en el supuesto caso de lo quiera del año, ya que un coche nuevo, por ejemplo un Honda o Toyota… sin lujos, ni más, costaría unos $30,000, ya con impuestos, seguro, etc. Ya si está dispuesto a buscar uno usado, que no tenga un alto millaje; lo puede encontrar por $10,000 o menos.

Si lo compra de una agencia no bajaría de $15,000. Si lo compra de alguien que lo ofrezca en alguna red social, puede encontrar un excelente carro, semi-nuevo, con pocas millas, por $10,000 o incluso menos. Desde luego la diferencia es que en una agencia puede hacer pagos y en su segunda opción es pagar todo en el momento de la compra. En lo personal, prefiero un carro que después de un tiempo sea mío. Ya que de la otra manera, así pasen 20 años con una mensualidad por pequeña que sea de $250 por mes, es un total de $60,000, (20 años) lo cual significa que se pudo haber comprado dos carros nuevos. ¡Suerte!

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )