Estudiar o trabajar.

Estudiar o trabajar.

Estudiar o trabajar.

Estudiar o trabajar.

¿Por qué o para qué estudiamos?

Por que desde chicos era lo que queríamos, llegar a ser Licenciado, Ingeniero o Doctor. Por que con un título aspiramos a tener una mejor posición económica.

Para darle gusto a los padres. Como un reto personal.

Por todo lo anterior.

¿Qué pasa cuando no tienes esa oportunidad? He conocido a algunas personas que no pudieron completar estudios profesionales e inclusive ni siquiera la escuela primaria.

Las razones varían entre necesidad de trabajo, embarazos, falta de orientación y hasta por flojera, y/o por todo lo anterior.

He notado que las personas que no completan los estudios padecen de frustración, pero hay 2 tipos de reacción contra eso:

Una es hundirse en una depresión y un tipo de complejo de inferioridad que se va arrastrando por años.

Otra es luchar y buscar una forma de subsanar eso con trabajo, estudio “autodidacta”, superación en otros aspectos.

Platico algunos casos.

Oscar (no es su nombre real), se quedó sin padre a los 16, y tuvo que ponerse a trabajar para ayudar a su familia. Se dedicó a las ventas y aunque era muy joven, comenzó a destacar en su ramo, usando su talento y un sistema: consiguió sub-vendedores, y les pagó con comisión de sus ventas, pronto llegó a un nivel avanzado, donde aunque no tenía los 30 años le nombraron campeón regional de ventas en el estado, y con eso logró abrir su propia oficina y dirigir a un grupo talentoso de ventas que siguen compitiendo. Sin embargo y por convencimiento propio comenzó a asistir a la escuela nocturna hasta completar su bachillerato y luego pudo financiarse una carrera en una universidad privada. Hombre duro y luchador ahora es Licenciado en Administración y tiene el respeto de varias personas.

Otro caso muy diferente fué el de Miguel (nombre ficticio), que tuvo problemas en su familia por su padre alcohólico, y aunque ya había comenzado la universidad, comenzó a fallar y a bajar su rendimiento, al punto que habiendo reprobado algunas asignaturas, se retiró de la escuela y comenzó a trabajar en un valet parking para apoyar a su familia, luego tuvo otros empleos, en restaurantes y clubes nocturnos. Conoció a una muchacha y se fueron a vivir a la casa de sus padres, más tarde se mudaron a un pequeño depto. Tuvieron una hija y comenzaron los verdaderos problemas, pues para desahogar sus frustraciones comenzó a golpear a su pareja y más tarde a su hija.

Al final su pareja y su hija lo abandonaron y los parientes le pusieron una demanda por maltrato y violencia doméstica. Tuvo que dejar su trabajo y de plano escaparse a Estados Unidos como ilegal y cargando sus frustraciones.

Cada caso es diferente, las bases de la familia pueden “hundir” o “impulsar” a los niños ante la adversidad, la escuela es base, pero la fuerza en una situación en contra sale de cada persona y de su núcleo familiar.

Estudiar o trabajar.

Más artículos del autor

CATEGORIES
TAGS
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )